miércoles, 10 de marzo de 2010

Yamín Gourmet: una ambiciosa apuesta gastronómica en Caracas

Por Juan Pablo Sucre

Un moderno y funcional edificio levantado en la Av. San Juan Bosco de Altamira, donde estuvo por años la tradicional tienda de alquiler de películas, se erige como el nuevo centro gastronómico de Caracas: Yamín Gourmet. Cuatro niveles dedicados exclusivamente a locales culinarios, reúnen variadas propuestas de orígenes y estilos, todos con una decoración refinada que invitan a los comensales a ir probándolos uno a uno y descubriendo con qué vienen a deleitarnos.

Un ejercito de valets parking reciben los vehículos de manera ordenada y rápida, lo que garantiza la seguridad y conveniencia de visitar y vivir la experiencia.

Planta Baja

En la Planta Baja podemos econtrar dos locales: Il Forno Trattoria, con una fusión mediterránea y venezolana, gastronomía que nunca cansa. También tienen un bodegón con venta de sus delicateses. Del lado izquierdo está Hasna, de corte libanés moderno, con las últimas tendencias de la vanguardista ciudad de Beirut, buena oportunidad de conocer hacia dónde transita el paladar del Medio Oriente con toques de sofisticación occidental. Su pastelería está dando mucho de qué hablar.
Primer Piso

Subimos las escaleras hacia la primera planta, el piso de lujo. A mano derecha podemos encontrar la estrella del lugar, se trata de Arte del chef Miguel Sánchez Romera, quien fuera galardonado en el pasado con una ansiada estrella de la Guía Michelín por su L'Esguard de Barcelona, España. Este argentino-catalán, quien de médico neurólogo terminó con gran éxito como jefe de fogones llevando a cabo una original gastronomía que él mismo ha llamado "construccionismo culinario", donde con ingredientes naturales y coloridos, cuidando mucho la estética en los platos, hacen que la experiencia sea sencillamente artística. Sánchez Romera disenó una degustación de 9 platos con maridaje incluído, la cual ronda con impuesto y servicio los BsF. 1000 por comensal. Del otro lado podemos encontrar el restaurante Mulinazzo, con bandera siciliana, bajo la batuta del chef italiano Nino Graziani, quien ha hecho fama con sus locales en Sicilia y hasta en Moscú, la culinaria del sur de Italia, con sus pastas frescas, risottos, pescados y con una refinada repostería.

Segundo Piso
Y como los venezolanos somos fervientes amantes de la carne, un centro gastronómico que se respeta no podía obviar esta opción. Strip Steaks es un steak house más en línea con los de Chicago o Nueva York que con los tradicionales restaurantes de carnes que estamos acostumbrados en nuestra capital. Con cortes nacionales e importados y contornos originales, Strip Steaks apuesta a seducir a los carnivoros más sofisticados. Al otro extremo, está Ichi, armónico lounge con personalidad nipona, para hacer chilling, conversar y pasarla relajadamente degustando ligeros sushis, tatamis, tiraditos o ceviches, con una música suave que no dificulta la plática. Por último, está 57 Fifty Seven, diseñado para hacer negocios o after offices con compañeros de trabajo o clientes, con ambiente WiFi, un trago o dos es la mejor forma de cerrar un buen trato.

Tercer Piso

Yamín De Luxe es una terraza tipo roof-bar al aire libre, diseñada para tomar tragos, fumarse un puro y picar. Es el espacio menos acogedor del lugar, tiene mucha luz y su decoración, tipo lobby de hotel, creemos que desaprovechó lo privilegiado del sitio y la ventilación que pudo haberse convertido en el bar con mayor personalidad de Caracas.

Es admirable que en Venezuela, a pesar de la difícil situación económica y política, se sigan haciendo estas inversiones que enaltecen el nivel culinario de la ya bien reputada Caracas. Felicitamos a los creadores de esta magnífica y ambiciosa edificación y sus bien logrados espacios y conceptos. En la medida en que vayamos degustando cada uno se los describiremos más profundamente. Por ahora, les dejamos el número para reservas (0212) 8160130 y los animamos a que vayan comentando con nosotros sus respectivas experiencias. ¡Vida y éxito a la buena gastronomía en Caracas!